Existen Tres Tipos De Inversiones

Nuevo Juego Simulador Financiero en Español

“Mente de Rico”

Existen Tres Tipos De Inversiones

Cuando una persona se decide por primera vez ingresar al mundo de las inversiones, los sentimientos más frecuentes son el miedo, el desconcierto, y la incertidumbre, ya que está pensando en invertir sus ahorros logrados con gran esfuerzo, y no sabe bien en qué se está metiendo, qué conviene hacer y qué es lo que debe evitar.
Por eso voy a presentarles este escrito simple para que todos los conceptos básicos que es necesario tener los puedan tener a partir de ahora.
Dicen las mujeres que en este mundo solo existen tres tipos de hombres: los buenos, los malos y los tibios, y la verdad, es que en el mundo de las inversiones existen las mismas tres opciones.
Los hombres malos son los que los padres aconsejan no elegir. Son un reto, son emocionantes, son excitantes, son impredecibles, un poco peligrosos y siempre mantienen el interés de las mujeres, pues con ellos es imposible aburrirse. Son la clase de relaciones que nunca se olvidan y las que muchas veces terminan rompiendo el corazón. En realidad esta es la clase de hombres que tiene más éxito con las mujeres.
Los hombres buenos, son los que se hacen amigos de las mujeres pues resulta fácil conversar con ellos y además están dispuestos a escuchar. Rara vez se pelea con un hombre bueno, son hombres seguros y predecibles que no causan muchos dolores de cabeza
Los hombres tibios son esos que provocan deseos de infundirles un poco de vida y entusiasmo, son más bien aburridos y su vida despierta poca emoción. Esta clase de hombres no suele sorprender a las mujeres pues no se suelen arriesgar y les gusta que todo permanezca estable y bajo control para no asumir riesgos.
Las inversiones riesgosas o inversiones “hombre malo” son un desafío al cual hay que prestarle mucha antención. Hay que involucrarse mucho con ellas pues pueden ser impredecibles, pero… ofrecen mayores ganancias.
Las inversiones buenas No necesitan tanta atención como las inversiones riesgosas, aunque tampoco hay que desatenderlas completamente. Las recompensas nunca son tan grandes, pero tampoco existe demasiado riesgo de que acaben con uno
Las inversiones tibias no requieren atención, pueden ignorarse y no cambiarán mucho, y como casi no presentan un riesgo, la recompensa que proporcionan es mínima.
Veamos algunos ejemplos de cada una de estas inversiones.
Acciones: Si compran una acción y la conservan a largo plazo, entonces eso puede ser una inversión buena. Pero si compran y venden acciones diariamente, eso es una inversión riesgosa, pues todo el día debemos estar involucrados con sus oscilaciones de precio, para venderlas al final del día y comprar otro tipo de acciones al día siguiente.
Bienes raíces: Si le prestan dinero a un constructor y el a cambio les entrega un pagaré con una cierta tasa de interés, y cada mes reciben el pago de ese préstamo, entonces esta es una inversión buena.
Invertir en un fondo de inversión o comprar un terreno, suele ser una inversión tibia, pues simplemente invierten su dinero y se quedan esperando que el precio suba.
Si invertimos en la construcción de un local comercial, eso lleva tiempo y dedicación y puede llegar a convertirse en una inversión riesgosa si al terminarlo no logramos alquilarlo o venderlo.
Las cuentas de ahorro en donde simplemente colocamos nuestro dinero y luego no hacemos nada, es claramente una inversión tibia, que reporta una ganancia mínima (y muchas veces hasta una pérdida cuando la inflación se come las utilidades). Este es el negocio preferido de los bancos, claro que no es algo que ellos hagan, sino que es lo que suelen ofrecernos hacer y lo presentan como una gran oportunidad.
Si invertimos en un negocio hay que considerar si invertimos en nuestro propio negocio o en el negocio de un tercero.
Si se invierte en un negocio ya existente del cual deseamos convertirnos en socio, podemos no tener un papel demasiado activo, simplemente ofrecemos nuestro dinero y nos quedamos esperando que lleguen las ganancias. Esto puede resultar una inversión buena (si el que maneja el negocio sabe lo que hace)
Pero si vamos a iniciar nuestro propio negocio, entonces esa bien puede resultar una inversión riesgosa, ya que se requiere mucho tiempo, esfuerzo, atención y conocimientos.
Con mis mejores deseos
Dr. Roberto A. Bonomi

¿Te gustó esta explicación?

Si te has perdido el Webinario sobre el

NUEVO Simulador Financiero en español “Mente de Rico”

Si quieres un ejemplar del juego

Completa el siguiente formulario y Pulsa sobre “Quiero los informes gratis” para recibir

NUESTROS 6 VIDEOS GRATIS

que te enseñarán como se hace para vivir de rentas aprendiendo a controlar tus ingresos









NUEVO Juego Simulador Financiero en Español “Mente de Rico”

[/share-to-unlock]